Este es el verdadero nivel de las tasas de interés en EU

Lea el artículo anterior. ¿Por qué China está inundada de dólares?

Cuando estalló la crisis económica de 2008, la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos lanzó una agresiva política monetaria expansiva que iba desde inyectar liquidez (“imprimir” dinero) en los mercados financieros y también dejar las tasas de interés en niveles cercanos a cero por casi diez años.
Desde diciembre de 2015, el banco central estadounidense comenzó a incrementar las tasas de interés, que actualmente se encuentran entre 1.75% y 2.0%, como parte de las medidas para ‘normalizar’ su política monetaria. Como hemos comentado varias veces en este espacio, un largo periodo de dinero ‘gratis’ ha causado varias distorsiones, como la destrucción del ahorro y un gran endeudamiento entre las empresas que no está generando más inversión productiva.
Pese a que la Fed hace lo que es más lógico, subir los tipos de interés, el gobierno de EU quiere mantenerlos bajos para que la economía siga artificialmente estimulada. El presidente Donald Trump ya dijo que no está a gusto con el camino de la Reserva Federal y su endurecimiento de la política monetaria, un giro de 180 grados respecto de lo que decía en campaña.




Mencionamos al principio que las tasas actualmente están entre 1.75 y 2.0%, pero la verdad es que, si se agrega la inflación… ¡siguen en terreno negativo!
“Quizás las tasas de interés nominales son mucho más positivas que hace un año, pero en realidad, la Reserva Federal apenas se mantiene al día con la inflación”, es la conclusión de Kevin Muir, estratega de mercado para East West Investment Management, en un artículo en themacrotourist.com. Este gráfico, cortesía del sitio, puede ser mucho más ilustrativo de lo que ha ocurrido con las tasas en la década pasada.

La conclusión que saca Kevin Muir es que la Fed sigue siendo muy laxa en su política monetaria y, suponiendo que la economía estadounidense ha superado la crisis, los tipos de interés deberían estar más arriba pero, por lo visto, la recuperación está sostenida con alfileres.
“La política fiscal del Gobierno Federal es tan flexible como lo ha podido ser en años, y cuando se combina con tasas reales, simplemente no hay razón para suponer que la economía está a punto de renovarse. Por supuesto, hace mucho tiempo que aprendí a nunca decir nunca. Pero lo que siempre me intriga es la desconexión entre lo que el mercado cree y cuál es el resultado más probable.”
La Fed ha dejado sin cambios su rango objetivo de tasas de interés esta semana entre 1.75 y 2 por ciento, y dijo que ve un crecimiento ‘fuerte’ de la economía estadounidense. De manera que las tasas van a seguir al alza, sí o sí, igual allá que en México, donde el banco central tendrá que hacer lo propio para mantener el diferencial de tipos como hasta hoy.

Lea completo este artículo suscribiéndose GRATIS a mi boletín aquí

Descargo de Responsabilidad

Toda la información, opiniones y/o cifras financieras presentados aquí son sólo para propósitos informativos y/o educacionales. De ninguna manera constituyen tipo alguno de consejo financiero o de inversión. La información presentada aquí podría contener imprecisiones. Diariamente las situaciones y condiciones del mercado cambian. Cada inversionista o persona interesada debe hacer siempre su propia investigación para definir qué es lo mejor para sus intereses de acuerdo a su perfil de inversión. Usted asume esa responsabilidad y riesgos por todas las decisiones que tome, basándose en dicha investigación. El autor o autores de los artículos publicados en este portal, no da(n) ningún tipo de garantías, explícitas o implícitas, sobre la precisión de la información o los resultados obtenidos usando ésta. Aquéllos que tomen decisiones de inversión basándose en la información aquí expuesta, deberán hacerlo sabiendo que pueden experimentar pérdidas importantes. En ningún caso el autor o autores será(n) responsables, directos o indirectos, de los daños que resulten por el uso de esta información. Asimismo, los anuncios exhibidos en este blog son responsabilidad directa de los propios anunciantes. El autor no hace ninguna recomendación directa o indirecta de ningún proveedor, ni asume responsabilidad por la buena o mala calidad de los productos y/o servicios que ofrecen. Dicha responsabilidad reside exclusivamente en el prestador del servicio o vendedor del producto y en sus eventuales clientes."