Los más ricos preparan su salida antes de que estalle la recesión

Lea el artículo anterior. Alerta: Se presenta backwardation en el mercado de bonos

En el artículo anterior hablamos de cómo los mercados están pasando por periodos de estrés y la Fed tuvo que intervenir para salvar a los bancos en una operación que no fue detectada por muchos, pero que evidencia lo delicado de la situación: los bancos estaban hambrientos por efectivo y no lo obtenían vendiendo sus bonos con un atractivo interés en la recompra porque, simplemente, los inversionistas no querían soltar su dinero.
Esto es importante porque muchos ven que es mejor ahora tener su dinero “en mano” aunque haya ofertas atractivas, ante lo que pueda ocurrir, y nos referimos a una recesión.
Así lo ven un 55% de 360 ‘family offices’, plataformas que administran los activos de los más ricos del mundo, en una encuesta publicada por el banco suizo UBS, pues esperan que la recesión se materialice en 2020.




De acuerdo con la encuesta, entre los que ven la recesión muy cerca, 45% está ajustando sus portafolios, cambiando hacia bonos y bienes raíces, y un 42% está incrementando sus reservas de efectivo.
“Quién sabe qué pasará con el Brexit, qué pasará en la Unión Europea y qué pasará entre Estados Unidos y China. Hay muchas preguntas abiertas, y esto podría tener un impacto dramático en el mercado. En general, creemos que hemos alcanzado nuestro pico”, dijo un CEO de una family office en Europa encuestado para el estudio.
Para más pruebas, el famoso inversionista y activista Paul Singer, CEO de Elliot Management, ha indicado que se pasó el verano acumulando dinero en anticipación de una caída del mercado. El Banco Internacional de Pagos (BIS, por sus siglas en inglés) advirtió sobre una inminente crisis financiera por las tasas de interés negativas y, además, 200 instituciones que administran un total de 1.4 billones de dólares están tomando una posición bajista en los mercados.




Se está corriendo la voz entre los capitalistas y las personas más ricas del mundo, de que ocurrirá una tragedia y se están preparando para correr, y cuando ocurra un acontecimiento imprevisto, como un crack en la bolsa o una guerra, habrá una estampida masiva, y los que se salvarán primero serán los que estén más cerca de la salida, si no es que salieron ya a refugiarse hacia el oro y el efectivo. Y este último será importante para aprovechar las oportunidades de inversión que surjan tras la crisis.
Es importante estar posicionado en el oro, sí, pero también lo es posicionarse en dólares para tener la capacidad de invertir cuando sea necesario. Probablemente la salida masiva de capitales sea la que desencadene la recesión y, entonces, esta será una “profecía autocumplida”, por ello hay que proteger el patrimonio y el fruto del trabajo ante lo que viene y que, al parecer, será más pronto que tarde.

Lea completo este artículo suscribiéndose GRATIS a mi boletín aquí

Lea el artículo siguiente. El incendio se propaga: aumentan los bonos con tasas negativas

Descargo de Responsabilidad

Toda la información, opiniones y/o cifras financieras presentados aquí son sólo para propósitos informativos y/o educacionales. De ninguna manera constituyen tipo alguno de consejo financiero o de inversión. La información presentada aquí podría contener imprecisiones. Diariamente las situaciones y condiciones del mercado cambian. Cada inversionista o persona interesada debe hacer siempre su propia investigación para definir qué es lo mejor para sus intereses de acuerdo a su perfil de inversión. Usted asume esa responsabilidad y riesgos por todas las decisiones que tome, basándose en dicha investigación. El autor o autores de los artículos publicados en este portal, no da(n) ningún tipo de garantías, explícitas o implícitas, sobre la precisión de la información o los resultados obtenidos usando ésta. Aquéllos que tomen decisiones de inversión basándose en la información aquí expuesta, deberán hacerlo sabiendo que pueden experimentar pérdidas importantes. En ningún caso el autor o autores será(n) responsables, directos o indirectos, de los daños que resulten por el uso de esta información. Asimismo, los anuncios exhibidos en este blog son responsabilidad directa de los propios anunciantes. El autor no hace ninguna recomendación directa o indirecta de ningún proveedor, ni asume responsabilidad por la buena o mala calidad de los productos y/o servicios que ofrecen. Dicha responsabilidad reside exclusivamente en el prestador del servicio o vendedor del producto y en sus eventuales clientes."